finanzas personales

9 tips para simplificar tus finanzas

Es probable que en algún punto de tu vida te hayas sentado a pensar cómo mejorar tus finanzas, cómo gestionar tu presupuesto personal y cómo hacerlo una tarea simple y fácil. 

Y es que sabemos que la gestión financiera puede ser una tarea abrumadora, entre ahorrar para tu jubilación, pagar las deudas y destinar algo de dinero para disfrutar de aquello que te hace feliz, puedes llegar a invertirle mucho esfuerzo y horas de trabajo. 

Simplificar tus finanzas personales puede ser la solución a esto, ya que se trata de organizar el desorden financiero que puedas tener. 

La realidad es que tener un enfoque más minimalista sobre tus finanzas puede significar muchas cosas, ya dependerá de cada persona. Para algunos su prioridad es pagar deudas, para otros organizar vacaciones y para otros contar con un mejor proceso para pagar sus facturas.

Sea cual sea tu objetivo, aquí vamos a compartir algunos tips para tener unas finanzas fáciles y con mucho tiempo de sobra: 

1. Deshazte de tus deudas:

Es quizás uno de los pasos más difíciles de alcanzar, pero también es uno de los que mayor impacto tiene en tu gestión financiera. 

Sea cual sea tu deuda; hipotecas, créditos para un vehículo, tarjetas de crédito o cualquier otra, pagarlas traerá consigo una mayor tranquilidad y organización.

Y es que una deuda puede ser una de las causas de tener un desorden en tu presupuesto personal, y generar gran cantidad de estrés. Terminar de pagar una deuda va a reducir tu estrés y tus gastos, lo que significa que podrás invertirlo o ahorrarlo en otro objetivo, como el ahorro para la jubilación, por ejemplo. 

2. Organiza tu presupuesto personal: 

Esta es la clave para empezar a simplificar tus finanzas. Muchos ecuatorianos tienen un sinfín de gastos y productos financieros: hipoteca, cuentas bancarias, tarjetas de crédito, cuentas de inversión, planes de jubilación y más, estos productos los puedes organizar hoy día desde tu celular, en diferentes apps como: Fintonic y MoneyWiz, aunque también puedes hacerlo en un excel, a la vieja escuela. 

No importa el método que utilices para esto, siempre y cuando empieces a planificar tus finanzas. Aquí te compartimos una idea para llevarlo a cabo

gestión financiera

3. Reduce la cantidad de tarjetas de crédito:

Puede que para algunos sea una de las tareas más difíciles, y es que disfrutar de los beneficios de las tarjetas de crédito puede resultar muy tentador. Y solemos tener varias, de diferentes bancos y entidades, sólo para disfrutar de esos beneficios.

Pero si te eres de los que les da igual estas compensaciones o ventajas, tener el mínimo de tarjetas de crédito será una tarea fácil. Y es que al tener menos, tendrás menos tarjetas de crédito que controlar y menos facturas que pagar.

4. Contar con menos opciones de ropa:

Bueno, esto es algo tan fácil como: dejar de gastar dinero en ropa

Sí, ya sé. Tan fácil decirlo y tan difícil cumplirlo ¿no?. Y es que contar con la ropa necesaria y un armario más pequeño te va a permitir ahorrar tiempo y dinero. Pasarás menos tiempo viendo qué ponerte y menos tiempo de shopping, que es igual a menos dinero gastado.

Puedes empezar por mirar las prendas que más te pones y deshacerte de la que no te has puesto en meses. Limpiar tu armario te ayudará a sentirte muy bien, ya lo verás. 

Luego puedes empezar a construir tu armario en torno a las prendas que sabes que te gustan y que te pondrás con más frecuencia.

5. Automatiza tus pagos, transferencias y facturas:

Hacer esto te tomará un par de horas (o menos). Automatizar tus pagos te ayudará a organizarte, a optimizar tu tiempo y no perder horas de más haciéndolo manualmente. 

Es probable que muchas de tus facturas mensuales sean las mismas de un mes a otro, por lo que además de organizarlas y eliminarte recordatorios, podrás ver fácilmente si algo parece incorrecto.

Estas son algunas operaciones que puedes automatizar: 

  • Pago de tus facturas mensuales (como la electricidad, el gas, el agua, Internet).
  • Pago de mensualidades de la tarjeta de crédito.
  • Pago de suscripciones como gimnasio y plataformas de streaming. 

Solo tendrías que verificar mes a mes que el pago se hizo correctamente.

6. Cuenta con un presupuesto en efectivo:

Establecer un presupuesto en efectivo es una excelente idea si estás luchando con la deuda de la tarjeta de crédito o si quieres ser más estricto con tus gastos.

Un presupuesto en efectivo es cuando pagas la mayoría de tus compras en efectivo. Por supuesto, hay algunos gastos que no admiten pago en efectivo, como la hipoteca. Pero la idea es pagar todo lo posible en efectivo.

Esto te ayuda a simplificar tus finanzas porque no tienes que pagar con tarjeta de crédito, ni cuadrar la chequera, ni verificar que las compras con débito coinciden con tu estado de cuenta. También te ayuda a ver fácilmente cuánto dinero tienes que gastar en las diferentes categorías cada mes, en lugar de hacer cálculos a lo largo del mes y contar todo al final.

7. Deja de lado las facturas en papel:

Tener facturas de papel en casa puede generar mucho desorden físico. Tener toda la facturación online y contar con notificaciones desde tu celular o correo electrónico facilitará aún más tu organización.

8. Cuenta con una carpeta de emergencias:

Una carpeta, sobre, archivo de emergencias no es más que tener en un solo lugar toda la información que podrías llegar a necesitar en caso de algún imprevisto para que la puedas ubicar de manera fácil y rápida. 

Esto incluye información sobre el seguro, datos personales tuyos y de cada miembro de tu familia, información sobre las facturas y mucho más.

Esto ayuda a simplificar tus finanzas porque tendrás todo en un lugar fácil de encontrar, en lugar de tener que buscar la información en varios lugares. Además, si le ocurriera algo a la persona que se encarga principalmente de las finanzas de la casa, hace que sea mucho más fácil para la siguiente persona tomar el control.

9. Invierte en tu futuro: 

Este punto tiene mucha relación con el punto anterior, y es que más allá de invertir en tu jubilación contratar un seguro de vida con plan de ahorro

De esta manera podrás unificar dos productos en uno solo, y facilitar así tu organización, ya que en una sola mensualidad estarás pagando ya tu seguro de vida y tu plan de ahorro para la jubilación. 

Si aún no sabes por dónde empezar o si ni siquiera sabías que es un seguro de vida con ahorro, estás en el lugar indicado. 

Échale un vistazo a esta información y empieza a simplificar tus finanzas personales. 

Porqué tener un seguro de vida y ahorro

Cómo sé cuánto dinero necesito para mi jubilación

Qué es un plan financiero

¿Te gusta? Compártelo:

¡Queremos mejorar! Envíanos tus sugerencias a info@bmiahorro.com

¿Quieres saber más sobre BMI Ahorro?

Ingresa en BMI Ahorro
y empieza a ahorrar