¿Qué hacer con tus ahorros para viajar?

Este era tu año, el año que habías esperado para viajar y darle la vuelta al mundo, ya tenías tus ahorros para viajar listos y…ocurrió el coronavirus.

Si eres de los afortunados que cuentan con un fondo de ahorro para sus vacaciones en 2020, sigue leyendo. Te dejamos algunas ideas para que puedas utilizar eficientemente estos ahorros para viajar y así solidificar tus finanzas personales.

Súmalo a tu colchón financiero

Si hay algo positivo que se pueda sacar de este año, es que se ha demostrado de primera mano la importancia de tener un colchón financiero suficiente para vivir varios meses sin trabajo. De hecho en Ecuador las familias han empezado a ahorrar más de lo normal. Está claro que esto es consecuencia del crecimiento de la tasa de desempleo y tener que luchar por pagar las facturas y el alquiler. Por supuesto que nadie tenía prevista una situación así pero ciertamente los hogares menos afectados probablemente han sido los que contaban con un colchón financiero.

Tener un colchón financiero es fundamental dentro de una planificación financiera sólida, y la cantidad guardada dependerá de tus capacidades y estilo de vida. Un colchón financiero debe tener como mínimo un mes de gastos usuales. Para estar más cómodo cuando se te presenten imprevistos, es preferible ahorrar entre 3 y 6 meses. Por supuesto, los expertos en este campo dirán que de 9 a 12 meses es lo ideal para quienes son extremadamente conservadores.

Si planeabas tomarte unas vacaciones a mitad de año de $ 700 dólares por ejemplo, podrías invertir eso en tu colchón financiero ahora. Sin embargo, si necesitas ese dinero para cubrir tus necesidades básicas como vivienda, alimentos, deudas o facturas, ahí es donde esos fondos deben ir inmediatamente. Si no es tu caso, deberías considerar agregar esos ahorros a tu colchón financiero para hacerlo crecer tanto como puedas o hasta que te sientas cómodo con lo que tengas guardado.

Paga las deudas con intereses más altos

Puede que hayas oído que la mejor inversión es pagar las deudas con intereses más altos. Esto es porque no existe prácticamente un instrumento financiero que te genere más intereses a lo largo del tiempo de los que pagas en tus deudas.

Esto quiere decir que si destinas tus ahorros para viajar a tus deudas, podrías llegar a pagar cero interés, es decir, no habrás ganado dinero pero tampoco estarás perdiéndolo en comisiones. En la mayoría de los casos, cancelar las deudas con intereses  más altos es la mejor medida financiera a largo plazo.

Destínalo a tu fondo de ahorro para la jubilación

La incógnita de qué es lo que va a pasar con el IESS y la jubilación es una incertidumbre que tienen muchos ecuatorianos. No saber si realmente llegarás a disfrutar de una jubilación digna da mucho que pensar.

Una jubilación digna básicamente significa poder pagar todas tus facturas, vivienda, comida y derrochar de vez en cuando en algunos antojos o en un viaje, porque después de décadas de trabajo te lo mereces. El problema es que muchos de nosotros no estamos seguros de cómo calcular la cantidad de dinero que necesitaremos, ni mucho menos saber cómo ahorrarla.

Para saber lo que necesitarás de cara a tu jubilación, multiplica tu salario anual por 25. Tal vez el resultado que obtengas te parezca imposible de alcanzar, pero con un poco de ayuda del interés compuesto, puedes trazar una buena estrategia. Una forma de llegar a tu meta proyectada para la jubilación es plantearte ingresar una cantidad mensual a un instrumento de ahorro con alto rendimiento, y como estamos hablando del interés compuesto, está de más decir que mientras más temprano empieces, mejor. Además, cada dólar puede ser muy útil en la planificación de tu jubilación. Por lo tanto, es importante reservar cualquier cantidad adicional que puedas con la mayor frecuencia posible, así que destinar tus ahorros para viajar a tu fondo de jubilación será de gran ayuda para solidificar tu futuro.

Crea fondos para tus metas

Podrías pensar que destinar los ahorros de tus vacaciones a un fondo para las compras de navidad a estas alturas del año es una locura, pero en realidad puede ser de gran ayuda. Al ingresar una pequeña cantidad de dinero periódicamente (además de haber guardado previamente los ahorros de tus vacaciones), te aseguras de tener suficiente dinero disponible para las compras de navidad sin hacer mayor esfuerzo.

Esto tiene mucho que ver con la forma en que trabaja nuestro cerebro, ya que a menudo éste “compartimenta” las cosas en nuestra vida. Las tareas de casa frente a las responsabilidades del trabajo se separan en nuestras mentes de la misma forma en que separas tus ahorros en diversos instrumentos financieros. Así que ahorrar para cosas específicas y separarlas físicamente (o visualmente si utilizas cuentas de ahorro) puede ayudar a tu cerebro a concretar tus metas y hará que te sea más sencillo ahorrar para las cosas que quieres. 

Invierte a largo plazo

Cuando se trata de ahorrar dinero e invertirlo para que pueda crecer más de lo que lo haría en una cuenta de ahorros con el tiempo, lo primero que viene a la mente es la jubilación. Pero hay muchos otros objetivos a largo plazo que son igual de importantes. Por ejemplo, comprar una casa, los estudios de tus hijos, comenzar tu propio negocio y mucho más. Si tienes algo de dinero extra que habías planeado usar en tus vacaciones y te estás preguntando qué hacer con él ahora, una excelente opción es invertirlo en un fondo de inversiones, solo recuerda documentarte bien al respecto ya que como toda inversión puedes correr el riesgo de perder tu dinero. 

Ahora lo único que queda es que decidas qué deseas priorizar según tu situación financiera y metas. Lo importante al tomar una decisión sobre tu dinero es que no existe una fórmula universal que sirva para todos. Solo tú puedes identificar la mejor estrategia para tus finanzas personales, actuando siempre en base a la investigación y cifras concretas que por los impulsos.

¿Te gusta? Compártelo:

¡Queremos mejorar! Envíanos tus sugerencias a info@bmiahorro.com

¿Quieres saber más sobre BMI Ahorro?

Ingresa en BMI Ahorro
y empieza a ahorrar