ahorrar hijo

Consejos para ahorrar ante la llegada de un nuevo hijo

Tener un hijo es una experiencia que cambia tu vida por completo, ya que no solo tendrás que adaptarte a un nuevo modo de vida y horarios, sino que también deberás ajustar tu forma de ahorrar para acomodar al nuevo miembro de tu familia.

Tener un bebé puede ser costoso, pero con una buena planificación te asegurarás de poder ahorrar para tu hijo y cubrir sus necesidades pero sin renunciar a tus metas financieras.

Para esto te dejamos algunas de las cosas que puedes hacer para asegurarte de tener tu dinero bajo control mientras te adaptas a esta nueva etapa de tu vida.

1. Revisa y ajusta tu presupuesto actual para adaptarte a tu nuevo hijo

Una vez que sabes que tienes un hijo en camino, lo ideal es revisar los gastos fijos de tu presupuesto mensual para ver qué puedes recortar o eliminar de tus gastos.

Pero no te preocupes, estos sacrificios no tendrás que hacerlos durante mucho tiempo. Una vez te adaptes a tu nuevo estilo de vida con la llegada del nuevo miembro de tu familia, será mucho más sencillo buscar maneras creativas de generar mayores ingresos (tanto tú como tu pareja), como buscar un nuevo trabajo con salarios más altos, realizar trabajos extras e incluso emprender tu propio negocio.

El esfuerzo combinado de reducir los gastos y aumentar los ingresos del hogar ayudará a generar más dinero para el pequeño de la familia y a no abandonar tus metas financieras.

ahorrar hijo

2. Ahorra específicamente para el nuevo bebé

Los bebés tienen muchos gastos, tanto a corto como a largo plazo, y aunque obtendrás mucho de lo que necesitas para el primer año o dos de tu bebé en el baby shower, aún necesitarás tener dinero disponible para completar detalles que necesitará tu hijo. Cosas esenciales como pañales, leche, guardería o actividades extracurriculares no son baratas, por lo que deberás asegurarte de que dentro de tu presupuesto estás dedicando una parte de tu ahorro específicamente para las necesidades de tu bebé.

Pensando en el largo plazo, también sería buena idea abrir un plan de ahorro para los estudios universitarios de tu hijo, esto además de ser una gran ayuda para tu hijo, te dará la tranquilidad de que podrás ayudarle a alcanzar sus metas.

3. Intenta vivir con un solo ingreso

Si vives en un hogar con doble ingreso y si lo más probable es que se quede alguien con el bebé de forma permanente una vez transcurrida la licencia de maternidad, deberás hacer preparativos para poder vivir con un solo ingreso. Mientras aún percibas 2 salarios en casa, intenta reajustar los gastos para evaluar cómo hacer que las cosas funcionen financieramente con un ingreso mientras ahorran el otro.

Esto no solo te ayudará a acostumbrarte a vivir con un solo ingreso, sino que también te dará la oportunidad de aumentar tus ahorros antes de que llegue el nuevo miembro de tu familia.

4. Planifica y ahorra para los gastos del bebé lo antes posible

Para no descuidar tus objetivos financieros con la llegada de tu bebé, es importante que crees un plan para tus finanzas y comiences a ahorrar dinero lo más rápido posible, no solo para los gastos de un nuevo bebé, sino aquellos gastos que tu hijo irá necesitando a medida que crezca.

Algunos gastos podrían incluir actividades escolares, clases de música, guardería, costes de salud, etc. Debes intentar a toda costa caer en deudas para satisfacer las necesidades de tu hijo.

Tener un nuevo hijo puede significar que ahorrarás menos para cubrir sus necesidades, pero se trata de ser consciente de tus gastos y ser creativo siempre que puedas para limitar cuánto gastas en general.

También es importante tener en cuenta tus metas financieras a largo plazo al hacer planes para tu hijo. De esta manera, podrás seguir avanzando hacia tus objetivos económicos y, al mismo tiempo, cubrir los gastos de tu hijo.

5. Infórmate sobre las licencia de maternidad y paternidad, seguro médico y otros gastos asociados

Es importante entender los detalles de las licencias de maternidad y paternidad para que puedas preparar tus finanzas para cuando no estés trabajando. Deberás sacar cuentas según el tiempo que dure la licencia y la cantidad de pago del subsidio.

También recuerda verificar la cobertura del seguro médico, no es lo mismo un parto natural que una cesárea, o una estadía corta en el hospital que una prolongada. Al asegurarte de tener un estimado de lo que vas a pagar en gastos médicos, sabrás qué esperar al momento de la llegada del bebé.

baby shower ahorrar hijo

6. Espera al baby shower antes de comprar cosas para el bebé

Es fácil emocionarse y derrochar el dinero en cosas para tu nuevo hijo en preparación para su llegada, pero si te es posible, lo mejor es esperar hasta luego del baby shower para ir de compras, porque lo más probable es que tu familia y amigos regalen mucho de lo que necesitarás, así podrás ahorrar ese dinero que de otro modo habrías gastado.

La clave es poner en la lista lo que realmente necesitas, asegúrate de buscar guías en internet o preguntar a otros padres. Piensa en incluir cosas como pañales de diferentes tallas, toallitas húmedas, juguetes, ropa, etc. Una vez concluido el baby shower, podrás salir y comprar las cosas que no recibiste.

Como siempre, lo importante es planificarse bien para no encontrarte con gastos sorpresa, así no tendrás que sacrificar tus sueños en beneficio de solo ahorrar para tu nuevo hijo, sino que podrás gestionar ambas situaciones con éxito.

¿Te gusta? Compártelo:

¡Queremos mejorar! Envíanos tus sugerencias a info@bmiahorro.com

¿Quieres saber más sobre BMI Ahorro?

Ingresa en BMI Ahorro
y empieza a ahorrar