seguridad social o seguro privado

¿Seguridad social o seguro de vida privado?  

El futuro es algo que preocupa a muchos, y no saber qué va a pasar tras la jubilación o cómo disfrutar de un retiro con una estabilidad económica puede generar bastante incertidumbre. 

Empezar cuanto antes a planificar tu jubilación y ahorrar dinero para cuando ese momento llegue, es de las soluciones más inteligentes. 

Ahora bien, ¿qué opciones tienen los ecuatorianos para planificar su jubilación?

Por ahora pueden contratar un seguro de vida privado o depender por completo de la seguridad social. Vamos a ver la diferencia entre cada uno: 

Seguro privado:

Este tipo de productos los contratas directamente con empresas aseguradoras. 

Existen a su vez dos modalidades: 

Seguro de vida riesgo:

Este tipo de póliza garantiza el pago por parte de la compañía aseguradora de un capital o una indemnización en caso del fallecimiento del asegurado.

Este producto suele ser el más común y se utiliza con la finalidad de proteger a la familia y seres queridos, por su costo accesible y la facilidad para su contratación. 

Este tipo de productos es una gran opción para garantizar la protección del patrimonio debido a que en caso de fallecimiento el beneficio se paga exento de impuestos. Puede ser un alternativa para cubrir impuestos que se generen por herencias.

Seguro de vida y ahorro:

Es un producto que combina protección y ahorro en un solo lugar. 

Su objetivo es consolidar un capital con ahorro programado e interés compuesto del que el asegurado pueda disponer, bien sea como parte de su capital en vida o su beneficiario tras el fallecimiento. Si quieres saber más sobre este tipo de pólizas no te pierdas nuestro artículo sobre qué es un seguro de vida y ahorro.

Seguridad Social:

Al igual que un seguro de vida privado, su objetivo también es proteger a los ecuatorianos de cualquier contingencia generada por falta de ingresos; bien sea por enfermedad, incapacidad, invalidez, vejez, desempleo o muerte. 

¿Qué es un pensionista o pensionado? 

Es un afiliado o afiliada al Seguro General del IESS que cumple con los requisitos para jubilarse por invalidez, discapacidad o vejez y que va a recibir una prestación económica mensual. 

Seguridad Social en Ecuador

En Ecuador podrás contar con la pensión de jubilados para tu vejez luego de cumplir 60 años o si tienes 40 años de afiliación al IESS, sin importar la edad. Siempre y cuando hayas sido trabajador activo afiliado al Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social. 

Si bien Ecuador tiene la pensión pagada promedio más alta de América Latina ($661, según el IESS), ésta se fija en base al tiempo de aportación. La base de cálculo de la pensión es igual al promedio de los cinco años de mejores salarios durante tu vida laboral. 

Entonces, por ejemplo si trabajaste más de 40 años con un salario básico, que en 2022 es de USD 425, el monto máximo de tu pensión será de USD 400. 

Ahora bien, siguiendo el ejemplo que dimos anteriormente, ya con la seguridad social vas a percibir $400 al mes, pero…

¿Y si adicional a esto pudieras contar con un capital ahorrado y un seguro de vida con cobertura de hasta $120.000?

Esto te brindaría una mayor seguridad para ti y los que más quieres. Hagamos el ejercicio de entender la diferencia entre uno y otro:

Como ya mencionamos, supongamos que tienes 65 años, te has jubilado y vas a recibir $400 al mes con la pensión de la seguridad social. 

Ahora bien, a tus 25 años (40 años atrás) fuiste precavido y contrataste un seguro de vida y ahorro. Pagaste $25 cada mes por 40 años y consolidaste un ahorro de casi $40.000, que además te incluía una cobertura de $30.000 por fallecimiento. 

Entonces, tienes dos opciones: 

  1. Vivir de la pensión del estado, así el capital ahorrado y la indemnización, serán para tu beneficiario cuando hayas fallecido.

Con esta opción vas a proteger el futuro de los que más quieres el día que ya no estés. 

  1. Cobrar la pensión del estado, rescatas el dinero ahorrado (casi $40.000) y tu beneficiario será indemnizado con $30.000 por fallecimiento.

De esta manera disfrutas de tus ahorros en vida, pero sigues protegiendo a tu familia y beneficiarios con el seguro de vida. 

comparativa seguridad social

¿Qué es mejor seguridad social o seguro de vida y ahorro? 

Lo ideal es combinar ambas opciones. 

¿Por qué? 

Porque tendrías una cobertura mucho más amplia para tu vejez y para los que más quieres: 

pros y contras de la seguridad social

Panorama actual:  

Hay muchos factores que influyen en el sistema de seguridad social de Ecuador, vamos a ver uno por uno para ver con claridad el panorama que se presenta al momento de la jubilación.  

  • Según datos del Banco Mundial aproximadamente un 62% de la población de América Latina y el Caribe forma parte de la fuerza laboral. Y de acuerdo a la Organización Panamericana de la Salud (OPS) el trabajador promedio pasa alrededor de dos tercios de su vida en el trabajo.
  • La Organización Internacional del Trabajo (OIT) afirma que en 2020 se redujo la población activa, y se prevé que el desempleo juvenil alcance un 20% este año en los países de América Latina.

Y es que la falta de empleo va a afectar directamente al sistema de seguridad social porque serán menos las personas que aporten para sostenerlo.

Sumando a eso…

  • Se estima que la esperanza de vida para 2030 sea de 80 años, 2 años más de lo que tenemos ahora. Y de los cuales se necesitarán recursos para salud y pensiones, según estudios de la OMS
  • Lo mismo pasa con la tasa de fecundidad, en los años 50 la tasa global era de 6 hijos por mujer aproximadamente. Ahora en Ecuador, la tasa de natalidad decreció de forma significativa anualmente, de 3,9 hijos en 1990 a 2,4 hijos en el 2020. Se estima que para el año 2040 las mujeres tendrán menos de 2 hijos, según el INEC.

Al final cualquier cambio demográfico va a afectar al sistema. Es una situación que está presente a nivel mundial y muchos expertos en el área consideran que la seguridad social no será sostenible en el tiempo. 

  • En los últimos años la cantidad de nuevos afiliados bajo relación de dependencia ha venido en descenso. En junio de 2022, se registraron 2,5 millones de afiliaciones bajo relación de dependencia; 128.000 menos que en el mismo mes de 2019. (Fuente: Primicias).
  • Sin embargo, las afiliaciones voluntarias han crecido un 18% (en comparación con 2019) luego de la pandemia. Lo cual es un buen indicador porque significa que hay personas preocupadas por su futuro. 

¿Y cómo influye esto?. Pues el IESS se financia de las aportaciones de personas que mantienen una relación de contrato laboral (afiliados) y mientras menos afiliados haya menos ingresos tendrá el IESS y esto podría afectar las finanzas y el pago de las pensiones. 

De momento, el IESS solo tiene 5,2 afiliados por cada jubilado, cuando la cifra ideal sería 8 afiliados por cada jubilado.

Al final, la seguridad social es un contrato intergeneracional; necesita de personas productivas que financien a los que ya no pueden hacerlo, para que luego sean financiados por futuras generaciones.

  • Y por último hay otro factor que no podemos ignorar; la inflación. La pensión que cobras por parte del IESS es posible que no llegue a cubrir tus gastos básicos, y contar con un ahorro extra puede ser de gran ayuda. 

En conclusión, ante el panorama actual la mejor opción para tu retiro es contar tanto con la seguridad social como con un seguro de vida y ahorro, así blindas tu futuro y el de los que más quieres. 

¿Te gusta? Compártelo:

¡Queremos mejorar! Envíanos tus sugerencias a info@bmiahorro.com

¿Quieres saber más sobre BMI Ahorro?

Ingresa en BMI Ahorro
y empieza a ahorrar